Este viernes se cumplió en el municipio de Sabanalarga una jornada de atención a las víctimas del conflicto armado por parte del Ministerio de Justicia en la que se busca la indemnización, reubicacion y restructuración de tierras de por lo menos 220 familias de esa zona del departamento del Atlántico.