Los colegios, públicos o privados, no pueden negar el ingreso a los escolares que por diversas razones llegan tarde a la institución educativa, ya que eso pone en riesgo su seguridad e integridad, advirtió la pasada viceministra de Gestión Pedagógica del Ministerio de Educación (Minedu), Susana Helfer.

Al ser consultada por algunos casos de escolares que se quedan fuera de la institución, por tardanza, la funcionaria indicó que aunque hayan llegado tarde, no estén correctamente uniformados o incumplan con traer el material solicitado, nada es motivo para impedirles el ingreso a la escuela.

Manifestó que existen normas disciplinarias que sancionan a los escolares por llegar frecuentemente tarde y que incluyen la citación a los padres de familia para saber qué problema están atravesando el estudiante.

De igual modo, dijo, el Ministeriotambién investigará y sancionará a los colegios que proceden de esta manera con los estudiantes. «Les pedimos a los padres de familia que hagan sus denuncias al Siseve, a la UGEL o a la DRE o también llamar al Minedu».