En el programa “La Verdad de los Servicios Públicos”, que conduce el comunicador Edgardo Castro Salas que se emite por la emisora comunitaria local, fue ventilada la problemática de la nueva plaza de mercado, la cual de acuerdo a lo que manifiestan los vendedores que trabajan en este edificación: “tener un puesto de ventas  aquí dejó de ser un negocios desde hace rato”.

“En el mercado hubo gente que se quebró, aquí no hay administración y hoy en día nos toca vivir momentos difíciles”, dijo Osvaldo Cardiles vendedor de la nueva plaza de mercado.

Ante estas declaraciones en la que responsabilizan a la primera autoridad del municipio, José Elías Chams, salió de inmediato al quite a las críticas  que los vendedores hacían a su gobierno.

“Allí lo que hay es una falta de sentido de pertenencia. Los vendedores no pagan los servicios públicos, y no pagan impuestos. Hace dos años se invirtió 1.400 millones de pesos, en unas neveras y unos mejoramientos y que esa inversión quedó inutilizada”, alcalde.

Para adelantar un trabajo en esa zona comercial, la administración municipal necesita de las facultades  del concejo municipal. Pese a esa información el periodista Geovany Álvarez Castro, fue puntual al señalar la que el alcalde está siendo omisivo a la hora del pago de la industria y comercio por parte de los dueños de negocios asentados en esta zona comercial, y lo instó a que haga cumplir la norma.

La primera autoridad de los sabanalarguero, fue puntal al señalar que se hace necesario hacer un control y recuperación del espacio público en las afueras de la plaza de mercado, donde han salido los vendedores a comercializar sus productos ante la poca demanda que se registra en este centro comercial.

Esta mole que se erige a una orilla a la carretera La Cordialidad, que fue construida hace más de dos décadas con las especificaciones técnicas, desde el punto de vista técnico, para brindar mejores condiciones a los comerciantes y compradores, con zonas de descargue y senderos peatonales, hoy es una edificaciones que en locaciones se encuentra abandonada.

El día que se abrieron las puertas para que los pequeños comerciantes, se apropiaron de la misión de hacer de esta plaza de mercado un punto de acopio y venta de productos al mayor y al detal, se abrió una esperanza para el comercio local, esa misma que hoy quedó reducida a la desesperanza que viven los vendedores en las actuales circunstancias.