Son 3.000 los beneficiarios de las ayudas humanitarias gestionadas por el alcalde Jorge Manotas ante el resorte departamental. Los sabanalargueros que ya han recibido el paquete alimentario se muestran agradecidos con la Administración Municipal.

Para Ángela Blanco, esta ayuda representa un alivio en su día a día, ya que subsana momentaneamente las necesidades de su familia. «Recibo con agrado este mercado. Me encuentro desempleada y en este tiempo esta ayuda es un aliciente» añadió.