Inicio Atlantico Habitantes del corregimiento de Gallego conmocionados ante hallazgo de una feto en...

Habitantes del corregimiento de Gallego conmocionados ante hallazgo de una feto en la población

486

Por Geovany Álvarez Castro

En la mañana del día de ayer fue hallado por agentes del CTI el cadáver de un niño recién nacido enterrado en el patio de una casa en el corregimiento de Gallego, jurisdicción de Sabanalarga.

Al parecer Paola Vizcaíno Vergara, de 28 años fue la mujer que después de haber parido el niño, lo sepultó en el patio de su casa, muy cerca de una zona enmontada, y a un costado de una cerca donde se encuentra un gallinero.

De acuerdo a Blanca Figueroa Polo la corregidora de esta jurisdicción, la mujer a quien se le culpa por el execrable crimen un día antes la vieron sospechosa con un pico, una pala y una bolsa negra, información que supo la funcionaria por la comunidad que se le acercó para ponerle en conocimiento lo que estaba pasado.

“Advertir a las autoridades  por parte de las personas que sabían de que se veía venir, era difícil porque la criatura le faltaban unas semanas para nacer” señaló la corregidora.

El hecho  es ratificado por la comunidad porque la mujer ya tenía un antecedente, en la que un niño fue sepultado de igual forma por ella en el patio de su casa, hecho que no se denunció y quedó en el comentario de la gente simplemente.

Lo que indica que esa escena dantesca es el reflejo de una práctica ya realizada por la mujer implicada. Lo escabroso del hecho es que premeditó la muerte del bebe.

El día domingo la vieron en el campo de fútbol, una vecina del sector donde vive la mujer, se le acercó y le preguntó sobre el nacimiento del bebe, y ella se mostró renuente, y nunca dio una fecha precisa. Se le acercó y cuenta que le tocó la barriga. “No dijo nada, y se quedó callada”, relata la mujer.

Se trató de buscar la versión de Paola Vizcaíno en el Hospital Departamental de Sabanalarga, pero no fue posible porque estaba recibiendo atención médica.

Sin embargo, se pudo establecer por este medio en uno de los pasillos por los que ingresó la mujer por parte de una acompañante, que el niño ella lo había sepultado porque nació sin vida.

Esa versión fue manejada por la mujer, con personas que la abordaron después del espeluznante acontecimiento. Cuando los agentes del CTI llegaron hasta la residencia donde se encontraba el feto sepultado estaba una hermana de Paola, que al ser aborda se negó a dar declaraciones.