Editorial de la Plana.info

Como algo que se  ha tragado la tierra, o como una Efervescencia en la que sus burbujas fueron desapareciendo  lentamente en  el fondo de un vaso, así se ha visto desvanecerse en los últimos meses el proceso de revocatoria al mandato del alcalde de Sabanalarga Jorge Manotas.

Nos acostumbramos a fastidiarnos todos los días y acada momento a través de las redes sociales y la emisora local escuchando polémicas y mensajes donde se invitaba a la comunidad apoyar a una revocatoria contra el alcalde de los Sabanalargueros.

A esas innumerables publicaciones en redes sociales, se sumaron caminatas, inscripciones ante la registraduria, a la misma donde terminaron renunciando algunos de los miembros del tal llamado comité pro revocatoria.

¿Qué pasó en el fondo de todo ese proceso de revocatoria, porqué tanto silencio en los ultimos meses?
Lo cierto es que en Sabanalarga, ya no se habla de revocar mandato y menos si habrá revocatoria.