La antigua plaza de Sabanalarga es el epicentro para comercializar toda la juguetería requerida por la niñez en el municipio de Sabanalarga. Desde muy tempranas horas de la mañana los vendedores se han valido de toda clase de estrategias y ofertas para hacer atractivos los productos que venden en esta zona central de la población.

Lo interesante de este mercado persa del juguete, es que hay una completa variedad de productos ofertados para esperar la demanda generalizada de padres de familia que buscan dentro de la variedad, buenos precios y juguetes que cumplan con las pretensiones de las cartas entregadas por los niños, al Niños Dios en esta tempora navideña.

 Es un espacio que se ha convertido con el paso del tiempo en la Feria del Juguete, que suplen la demanda no solo de la ciudad de Sabbanalarga, sino de todas las poblaciones circunvecinas del centro y sur del Atlántico.